Desesperado

Propietario de un "puticlub" intoxicó a la población con Viagra para incrementar su clientela

Cientos de hombres se sorprendieron por sus reacciones corporales.
Cientos de hombres se sorprendieron por sus reacciones corporales.

En la madrugada del 6 de marzo pasado, autoridades policiales detuvieron al dueño de un “puticlub” de un pueblo cercano a Bilbao, España, acusado de verter viagra en la depuradora de agua local con el objetivo de ganar clientes.

Al parecer, su local venía en decadencia desde hace años, por lo cual este hombre no tuvo mejor idea que acudir a ese insólito recurso para levantar la concurrencia. “No sé por qué, pero cada vez teníamos menos clientes, y mirá que contrato a señoritas preciosas, pero imagino que la crisis también se iba a acabar notando en este sector”, argumentó.

Jamás resignado a declararse en bancarrota, optó por intoxicar a los habitantes de la localidad para estimularlos a volver al vicio, sin pensar en las consecuencias.

“Los hombres somos animales de necesidades básicas, si además recibimos una ayudita, pues ya no podemos resistirnos”, había declarado el ideólogo de esta acción, que finalmente le costó la libertad. ¡Un acto de osadía como pocos! 

Lectores: 1638

Comentarios